Noticias
Imagen baby-lead-weaning-alimentacion-bebes

El primer año de vida de un niño es determinante para garantizar un buen crecimiento y un buen desarrollo tanto físico como psíquico. Hay que asegurar que el bebé recibe una alimentación suficiente y adecuada para prevenir posibles enfermedades y para crear buenos hábitos alimentarios.

En su último informe, la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda prolongar la lactancia materna exclusiva hasta el sexto mes de vida, y a partir de ese momento ir incorporando paulatinamente componentes de la alimentación complementaria, manteniendo la leche como la fuente principal de alimentación del bebé hasta pasado el primer año de vida.

Es aquí cuando se plantean tres alternativas diferentes para realizar la introducción de la alimentación complementaria:

  1. Alimentos triturados con cuchara (la forma convencional)
  2. Baby Led Weaning
  3. Opción mixta que conjuga ambas modalidades.

¿Qué es el Baby Led Weaning?

El Baby Led Weaning (BLW), también conocido en castellano como ACS (A Comer Solo), se trata de un método de introducción de la alimentación complementaria que consiste en que el propio lactante, a partir de los 6 meses de vida y en función de su desarrollo neurológico, se lleva a la boca alimentos enteros utilizando sus manos, en lugar de recibirlos triturados.

  

Es importante destacar que en este plan alimentario es el propio bebé el que regula y dirige su propia alimentación.

¿Cuándo empezar?

La leche materna es capaz de cubrir por si sola las necesidades energéticas hasta los 6 meses de vida del bebé, pero a partir de entonces podrían establecerse carencias de algunos micronutrientes como la vitamina D y el hierro.

Es por ello por lo que a partir del medio año de vida del bebé se debe iniciar la alimentación complementaria.

No todos los bebés están preparados para iniciar la alimentación complementaria al mismo tiempo así que se deben ofrecer nuevos alimentos sin obligar ni forzar al bebé.

Algunas señales que indican que el bebé ya está preparado para iniciar la alimentación complementaria son:

¿Cómo empiezo con el Baby Lead Weaning?

  • Sentar al bebé en la trona de forma que tenga las manos libres para manipular bien los alimentos.
  • Siempre que sea posible, el niño debe comer lo mismo que el resto de los miembros de la familia.
  • Dejar que sea el niño el que introduzca los alimentos en su boca. Es importante no forzarle a comer.
  • Es conveniente comenzar un día en el que los padres no estén cansados ya que supone un cambio importante en la alimentación del bebé.
  • Introducir los alimentos poco a poco y vigilar posibles atragantamientos.
  • Ofrecer gran variedad de alimentos.
  • Evitar distracciones innecesarias, hay que dejar que se concentre mientras experimenta y aprende con la comida.

¿Cómo preparo los alimentos?

Los alimentos deben prepararse de forma que sean fáciles de agarrar y en un punto de cocción que no se deshaga en la mano al agarrarlo, pero que sí pueda deshacerse con la encía.

Por ejemplo:

Los niños suelen coger las cosas con toda la mano por lo que el corte al estilo juliana va a resultar muy cómodo para ellos.

 

Legumbres: debido a su tamaño y a su forma existe un mayor riesgo de atragantamiento, por lo que es recomendable darlas en forma de humus.

Carne: ofrecerlas en forma de tiras, al igual que las verduras y los tubérculos. Otra opción es hacer albóndigas caseras ya que al estar la carne picada le resultará más fácil ingerirla.

Pescado: por lo general es blando y no genera dificultad a la hora de ingerirlo. Es importante vigilar que no queden espinas.

Frutas: hay que tener cuidado con aquellas que sean pequeñas y redondeadas como las uvas. En caso de darlas, deben ofrecerse sin pepitas y cortadas por la mitad para evitar posibles atragantamientos. Es mejor emplear frutas aguadas al inicio como el melón, la sandía… y evitar la manzana por su alta probabilidad de atragantamiento.

Los frutos secos deben darse en forma de cremas, nunca enteros.

Ventajas del Baby Led Weaning

  1. Autorregulación en la ingesta de alimentos y fomento de la autonomía: El lactante toma el control de qué, cuánto, cómo y a qué ritmo comer en función de sus necesidades y preferencias personales, lo que se asocia a una mayor capacidad para controlar el apetito al reconocer las señales de hambre-saciedad.
  1. Promueve y estimula el desarrollo psicomotor del niño favoreciendo la realización de la pinza en torno a los 9 meses, así como mejora la coordinación oculo-manual, la masticación…
  2. Mejora la transición a alimentación sólida puesto que desde los 6 meses ha empezado a trabajar la masticación con diferentes alimentos.
  3. Fomenta una introducción natural y respetuosa: El niño aprende a disfrutar de la comida evitando asociaciones negativas con el acto de comer
  1. Favorece la estimulación sensorial: Este método permite al niño experimentar con los alimentos descubriendo su color, forma, olor, tacto, sabor, textura…
  1. Fomenta el desarrollo de habilidades psicosociales: El niño estrecha y afianza los lazos familiares al ser participe, como un miembro más, de las comidas familiares.

  

Bibliografía de interés

  • Aprender a comer solo, de Lidia Folgar.
  • Baby-Led Weaning: 70 recetas para que tu hijo coma solo, de Begoña Prats.
Compartir:

Etiquetas: ,

Imagen Sara López Mateo
Sara López Mateo

Grado en Nutrición Humana y Dietética

Deja un comentario sobre Baby Lead Weaning: Alimentación complementaria en la dieta de los bebés
26 de Abril 2019: Nueva norma de calidad del pan aprobada en el consejo de Ministros     |     06 de Marzo 2019: Definidas 73 pseudoterapias y otras 66 en estudio, entre ellas homeopatía, acupuntura y osteopatía     |     21 Febrero 2019: Carrefour retira 3 lotes de toallitas de bebé contaminadas por una bacteria